De ida y vuelta

"en Exposiciones"

De ida y vuelta
premio Arte en la Casa Bardín de la Diputación de Alicante
artista: Juan Carlos Rosa Casasola
comisaria: Andrea Brotons


La exposición de Juan Carlos Rosa Casasola, comisariada por Andrea Brotons, seleccionada en el concurso Arte en La Casa Bardín que se inaugura el próximo 11 de julio a las 20h en el Instituto Alicantino de Cultura Juan Gil Albert, presenta obras de gran riqueza conceptual cargadas de un alto impacto visual. A través de piezas site-specific – realizadas gracias a la ropa donada en el proyecto colaborativo Dona tu ropa al arte– el artista benidormense crea nuevas columnas que ensalzan la arquitectura del centro para sumergimos en un entorno ficticio.
Las instalaciones de Casasola inundan la antesala de la casa Bardín generando una búsqueda hacia reflexiones sobre temas profundamente contemporáneos, como son el choque de las nuevas tecnologías a nuestra percepción de la realidad, el distanciamiento y la añoranza en la escena digital, o la necesidad de una apariencia visible ante el espionaje juicioso de unas extrañas vecinas cotillas.
El recorrido de Juan Carlos Rosa Casasola (Alicante, 1988) alberga desde 2010 numerosas exposiciones de las que destacamos aquellas que mostraron piezas que la comisaria Andrea Brotons rescata del estudio. Como es el caso de División del espacio – tiempo I, que fue expuesto en el IVAM en 2011 por el XXXVII Premio Bancaja de Pintura, Escultura y Arte Digital; #BestSeller XVIII que fue seleccionado para el III Premio Mardel, en el Centro Cultural Las Cigarreras de Alicante en 2015; Everybody wants an iPhone, que formó parte de EMERGE 2014, en la Galería Rafael Pérez Hernando de Madrid; y #Smartpaint, Lección de anatomía, que fue expuesto en la colectiva de 2015 del Premi de Pintura Fundació Guasch Coranty de Barcelona. Además, se han seleccionado proyectos relacionados con los últimos años de su estancia en Nueva York y Berlín, donde reside desde hace ya dos años, produciendo sus obras tanto en el estudio de la capital alemana como en el de Benidorm, su ciudad natal.

Tanto el documento audiovisual proyectado en bucle, #Show #WaitingTime que refleja los conceptos hipnóticos de inmersión/emersión propios de la espectación ante el paso del tiempo; como una de sus piezas más destacas por su componente crítico hacia la industria textil, #WorldFlags, en la que da visibilidad a los principales países productores de ropa; son dos de las obras inéditas en las que el material de archivo reutilizado, tanto videos privados como ropa donada, evidencian la existencia de historias anónimas para remarcar dos caras de una misma moneda.
Como el que emigra con la mente ya fijada en regresar, De ida y vuelta, – back and forth -, de aquí para allá, genera una nueva dimensión inclusiva que, desde el afecto que une la trayectoria personal del artista con el espectador implicado, crea un feedback entre lo conocido y lo novedoso. Un éxtasis que brota de los rincones más remotos como la naturaleza misma, desdibujando la línea divisoria entre realidad y ficción, entre lo privado y lo público, exterior e interior, el antes y el después, sujeto y objeto (Marta Gili, Las lágrimas de las cosas, 2014). Una invitación a la intervención contributiva del imaginario colectivo a idealizar otros mundos. Una escena en la que la personalidad del yo real y la del yo avatar puedan bailar desatados sin importar el omnipresente enfoque de las cámaras. texto extraído del catálogo, por Andrea Brotons, comisaria de la muestra.

Comentarios