La Colección de Hermann y Margrit Rupf

"en Coleccionismo/Exposiciones"

La Colección de Hermann y Margrit Rupf
Del 11 de noviembre, 2016 a 23 de abril, 2017
Museo Guggenheim Bilbao


De izquierda a derecha: Margrit Rupf, Daniel-Henry Kahnweiler, Renée Wirz (en la actualidad, Ziegler-Wirz) y Hermann Rupf en Mürren, ca. 1945. Fotógrafo desconocido, Archivo Rupf, Kunstmuseum Bern.
De izquierda a derecha: Margrit Rupf, Daniel-Henry Kahnweiler, Renée Wirtz (en la actualidad, Ziegler-Wirz) y Hermann Rupf en Mürren, ca. 1945.
Fotógrafo desconocido, Archivo Rupf, Kunstmuseum Bern.

El Museo Guggenheim Bilbao presenta La Colección de Hermann y Margrit Rupf, una exposición que reúne 70 obras de artistas clave de la historia del arte de la primera mitad del siglo XX como Pablo Picasso, Georges Braque, Juan Gris, Fernand Léger, Paul Klee o Vasily Kandinsky, en diálogo con obras de artistas contemporáneos desde la segunda mitad del siglo XX hasta la actualidad.

Pablo Picasso (Málaga, 1881–Mougins, Francia, 1973) Cabeza de hombre (Tête d‘homme), 1908 Óleo sobre madera 27 x 21 cm Hermann und Margrit Rupf-Stiftung, Kunstmuseum Bern© Sucesión Pablo Picasso, VEGAP, Madrid, 2016.
Pablo Picasso (Málaga, 1881–Mougins, Francia, 1973)
Cabeza de hombre (Tête d‘homme), 1908
Hermann und Margrit Rupf-Stiftung, Kunstmuseum Bern© Sucesión Pablo Picasso, VEGAP, Madrid, 2016.

Los Rupf fueron los primeros coleccionistas privados suizos que centraron su labor en el arte abstracto. En sus inicios, se guiaron por sus propios criterios personales para ir formando su colección y, en 1954, decidieron ceder sus obras —unas 250 piezas y numerosos libros de arte—, en calidad de fundación, al Kunstmuseum Bern, lo que supuso una contribución muy significativa a los fondos de esta institución. En la actualidad, la fundación cuenta con más de 900 piezas, entre pinturas, esculturas y obras sobre papel.

El empresario bernés Hermann Rupf (1880–1962) fue uno de los primeros coleccionistas que, en el París de 1907, comenzó a adquirir obras de Pablo Picasso, Georges Braque y de artistas del Fauvismo, como Othon Friesz o André Derain. El marchante de arte parisino Daniel-Henry Kahnweiler (1884–1979), con quien Rupf mantendría una gran amistad durante toda su vida, desempeñó un papel fundamental en la formación de la colección del suizo. A través de su galería, se pudieron incorporar conjuntos de obra de Fernand Léger, Juan Gris y, posteriormente, de André Masson.

Fernand Léger (Argentan, Francia, 1881–Gif-sur-Yvette, Francia, 1955) Naturaleza muerta (Nature morte), 1922 Óleo sobre lienzo 65 x 50 cm Hermann und Margrit Rupf-Stiftung, Kunstmuseum Bern © Fernand Léger, VEGAP, Bilbao, 2016
Fernand Léger (Argentan, Francia, 1881–Gif-sur-Yvette, Francia, 1955)
Naturaleza muerta (Nature morte), 1922
Hermann und Margrit Rupf-Stiftung, Kunstmuseum Bern © Fernand Léger, VEGAP, Bilbao, 2016

Los Rupf mantuvieron también una gran amistad con Paul y Lily Klee, y a partir de 1913 adquirieron obras de Klee regularmente. Así mismo, los Rupf fueron importantes mecenas de numerosos artistas, científicos y músicos de la ciudad de Berna. Hermann Rupf, copropietario de la mercería Hossmann & Rupf, fue un activo crítico de arte y jugó un papel relevante en el desarrollo del gusto por el arte contemporáneo. Sus escritos y críticas, dirigidos contra la política cultural conservadora de la época, reclamaban una mayor comprensión del arte contemporáneo.

En la década de 1990, la colección ya existente se amplió con obras de artistas estadounidenses como Donald Judd, Joseph Kosuth, Brice Marden, Ad Reinhard y James Turrell, y europeos como Piero Manzoni, Enrico Castellani, Lucio Fontana y Christian Megert, entre otros. Se logró reunir un grupo de obras de representantes del Minimalismo y del Movimiento ZERO, respectivamente, que hoy en día, se revela como una interesante continuación de la colección Rupf original, ya que en las primeras etapas de actividad de la colección se aprecia una innegable preferencia por la tradición del arte constructivista y conceptual.

Meret Oppenheim (Berlín, 1913–Basilea, Suiza, 1985) Rostro en una nube (Gesicht in Wolke), 1971 Rugosit y madera, pintado al óleo y a la acuarela, y barnizado 39 x 39 x 13 cm Hermann und Margrit Rupf-Stiftung, Kunstmuseum Bern © Meret Oppenheim, VEGAP, Bilbao, 2016
Meret Oppenheim (Berlín, 1913–Basilea, Suiza, 1985)
Rostro en una nube (Gesicht in Wolke), 1971
Hermann und Margrit Rupf-Stiftung, Kunstmuseum Bern © Meret Oppenheim, VEGAP, Bilbao, 2016

Con la creación en 1954 de la Fundación Rupf se garantizó la conservación, consolidación y expansión de la colección. Así, continúa ocupándose del arte contemporáneo más reciente, sin perder de vista el núcleo que conforma la magnífica colección de arte reunida por Rupf. Esta exposición pone de manifiesto la coherencia y evolución de la Colección de Hermann y Margrit Rupf como reflejo del arte de su tiempo.

Es la vez primera que esta colección viaja a España, con una amplísima selección de obras realizadas entre 1907 y 2016.

Comentarios

"Lo último en Coleccionismo"

Ir