Tabakalera presenta la exposición “I Never Said Umbrella” de Itziar Okariz

"en #Arte en País Vasco/Exposiciones"

I Never Said Umbrella | Itziar Okariz
Hasta el 3 de junio de 2018
Tabakalera

La artista donostiarra es uno de los grandes nombres en el ámbito de la performance y cuenta con una importante trayectoria y reconocimiento internacional. La exposición, comisariada por la historiadora del arte Beatriz Herráez, está compuesta por obras de épocas anteriores y de nuevas producciones.

El título I Never Said Umbrella nace de un malentendido, de una interpretación incorrecta del estribillo de la canción New Killer Star de David Bowie. Tanto el título de la muestra, como su desarrollo espacial, son guiños que permiten entrever referencias del mundo de la música o el cine que de alguna manera tienen presencia en la obra de Okariz. Fuentes y referencias en las que también cabe mencionar la importancia de la literatura y el pensamiento feminista.

Itziar Okariz (Donostia/San Sebastián, 1965) es una escultora que trabaja a través del texto, la imagen y la voz aspectos vinculados a las políticas de la representación del cuerpo y a la producción del espacio, resignificando formas de la arquitectura y el urbanismo. Con frecuencia, su práctica toma como objeto de estudio cuestiones relegadas a un segundo plano por aquellas categorías propias del pensamiento occidental que han puesto el énfasis en lo abstracto y lo incorpóreo. El trabajo desde la materialidad del lenguaje, la relación entre cuerpo y escultura o las relecturas a las que somete a sus piezas en cada nueva presentación son líneas de trabajo que atraviesan esta exposición en Tabakalera.

La muestra plantea un recorrido que va desde obras clave en la trayectoria de Okariz, como el vídeo Red Light(1995), la serie Mear en espacio públicos y privados (2000-2004) o Irrintzi (2007), hasta piezas de nueva producción como Las estatuas (2018), una instalación de vídeo en la que la artista conversa con objetos inanimados en espacios públicos como el Metropolitan Museum y el Guggenheim de Nueva York, o Ujjayi (2018), una instalación que tiene su origen en el taller que Okariz impartió el pasado verano en Tabakalera junto a Jon Mikel Euba, y en la que se trabaja sobre el sonido de la respiración y su carácter figurativo. También tienen una presencia importante en la exposición los textos y las transcripciones de varias performances realizadas durante los últimos años, como Si yo soy yo y tú eres tú (2010), Uno, uno, dos, uno (2010) o Capítulo 2, V.W. (2012), en las que se visibiliza la importancia que otorga Okariz al proceso de discriminación constante que conlleva esa escucha, a través de la cual interpretamos y damos sentido al mundo.

La exposición estará acompañada de un programa de mediación conformado por visitas, talleres y grupos de trabajo dirigidos a todo tipo de públicos, así como de una serie de actividades paralelas que tendrán lugar en los próximos meses, en forma de proyecciones de cine, performances, charlas y/o seminarios. Esta programación paralela estará vinculada a su vez al proyecto bianual que acabamos de arrancar en Tabakalera, Ariketak: la segunda respiración. La información detallada de todos estos eventos se ofrecerá en la página web www.tabakalera.eu

Esta exposición que ahora se presenta en Tabakalera supone el tercer y último capítulo de un proyecto que se inició en la Kunsthaus Baselland de Basilea en mayo de 2017 y posteriormente pasó por el CA2M de Móstoles.

Comentarios

"Lo último en #Arte en País Vasco"

Ir